AliExpress WW

Las 10 cosas que nadie quiere en casa bajo ningún concepto

Las 10 cosas que nadie quiere en casa bajo ningún concepto

Limpiar la casa es una excelente manera de afianzar una sensación de cambio. Eventos como el Año Nuevo, mudarse a un nuevo hogar o un cambio de relación son excelentes oportunidades para hacer un balance de lo que se posee y deshacerse de lo que no necesitamos. Descubre cuales son las cosas que nadie quiere en casa y por qué deshacerse de ellas.

1. Perchas baratas de alambre

¿Hay algo que decir sobre elegir prendas de vestir de calidad en lugar de la moda rápida? No. Pues el mismo principio se puede aplicar a cómo guardamos la ropa.

Si todavía usas perchas de alambre delgado, intenta adquirir algunas de mayor calidad. Las perchas de amdera actuales se encuentran en cualquier lado y son bastante baratas. Incluso puedes probar con algunas de plástico de calidad o, para un ambiente más lujoso, perchas forradas de tela. ¡Nunca volverás a colgar tu ropa en cables!

2. Una colección de vasos de chupito

Es inteligente tener un juego de vasos de chupito en tu cocina: nunca se sabe cuándo una ocasión requerirá que saquemos uno. Sin embargo, es más que improbable que necesites más de media docena de ellos en tu armario.

A menos que los conserves por razones sentimentales, está bien eliminar la mitad e incluso más  de tu colección. Por otra parte, si los guardas por razones sentimentales, considera que tal vez no necesiten ocupar espacio en su cocina y puedas regalarlos a alguien que les de más uso.

3. Recipientes para comida de plástico y sin tapa

Los recipientes en los que guardamos la comida en la nevera suelen ser de plástico. Con el tiempo algunas tapas se pierden o se rompen, con lo cual dejamos el recipiente en una esquina sin usar.

Es fácil buscar un uso a los recipientes de cristal, a algunos se les pueden comprar tapas aparte e, incluso, pueden reutilizarse como ensaladeras. Sin embargo los recipientes de plástico acaban estorbando y ocupando espacio en la cocina.

4. Un montón de tazas decorativas en la cocina

Lo entendemos. Hay algo extrañamente nostálgico en tomar el café de la mañana de una taza de star wars regalada por un amigo. Pero probablemente no necesites un montón de tazas de merchandising en los armarios de la cocina.

Elige las tazas que más te importan y almacene solo las que realmente usas en la cocina. Las que sobran se pueden reutilizar como usarlos como recipientes de lápices o macetas para plantas pequeñas. Las tendrás más a la vista y las disfrutarás más.

5. Electrónica vieja olvidada en casa

Seamos honestos: ¿Vas a usar ese viejo portátil de la universidad o acurrucarte en el sofá con tus temporadas en DVD de Friends” ahora que existe el streaming?

Estás en es el momento perfecto para deshacerte de cualquier tecnología obsoleta, incluidos DVD, CD, computadoras portátiles, móviles antiguos e impresoras varias.

Si no ha usado algo recientemente, no planeas hacerlo o no funciona, dónalo o véndelo. Con algunas cosas se puede ganar dinero y espacio que aprovechar en lo que realmente utilizas.

6. Libros de texto de todo tipo

No hay absolutamente nada de malo en guardar algunos libros de tus años universitarios, especialmente si trabajas en el mismo campo que estudiaste.

Pero, en realidad, ¿Cuáles son las probabilidades de que abras ese libro de texto de Biología de primer curso? Pásalo a alguien que lo necesite y deja espacio para tus libros actuales.

7. Ropa que ya no te sirve o pasada de moda

Aunque parezca obvio, todos necesitamos abrir el armario y pararnos a analizarlo al menos un par de veces al año. Aprovecha estos momentos para hacer un inventario de lo que necesitas y de lo que no.

Descubre lo que no te pones, lo que no te sirve y lo que ya no te gusta. Verifica si hay agujeros, manchas o desgaste que hagan que los artículos no se puedan usar. Y, como regla general, si no lo has usado en el último año, considere la posibilidad de regalarlo o venderlo.

8. Montones de útiles de cocina que no utilizas

Ese cortador de huevos era justo lo que necesitabas en aquel momento. ¿Qué hay del termómetro de cocina comprado tras ver MasterChef y que nunca has utilizado? La vaporera y la fondue también fueron grandes compras.

¿Cuántas veces has utilizado realmente esos objetos? Casi nunca. Siempre te limitas a apartarlos para alcanzar lo que realmente usas. Estos objetos te hacen perder tiempo y ocupan mucho espacio. Ya va siendo hora de dejarlos ir.

9. Cosas caducadas

Desde latas de comida, a maquillaje, cosmética, cremas, colonias pasadas, etc. Todos tenemos en casa algo que hemos dejado olvidado en un rincón y que, por el tiempo transcurrido, ya no sirve para nada.

Salvo que conozcas algún coleccionista de objetos vintage al que vender ese viejo frasco de perfume, lo más normal es que no puedas sacar nada por estos productos. Deshazte de ellos.

10. Mantas, edredones, sábanas y demás ropa de cama

Por lo común necesitamos un número razonable de ropa de cama. Sin embargo acabamos guardándola toda. Las mantas ocupan mucho espacio, si no las necesitas todas mejor vende las más antiguas.

En cuanto a las sábanas, seguro que tienes alguna que ya ha sido muy usada y de la que te puedes desprender sin pestañear. Revisa bien el armario de la ropa del hogar y descubrirás que puedes conseguir mucho espacio en tu hogar.